Viernes Negro: ¿cuánto gastarán los consumidores este año?

Los analistas consideran que el fin de semana del Viernes Negro, que dura cinco días y que incluye el lunes posterior al feriado conocido como Cyber Monday, es un barómetro clave de la disposición de los compradores a gastar.

Llegó el día de los grandes descuentos y otras ofertas para atraer a los compradores a las tiendas durante el llamado Viernes Negro o Black Friday en Estado Unidos, pero a los minoristas les preocupa que eso no sea suficiente.

Los consumidores están bajo presión a medida que sus ahorros disminuyen y su deuda de tarjetas de crédito crece. Y aunque han obtenido cierto alivio al reducirse la inflación, muchos bienes y servicios como la carne y el alquiler siguen siendo mucho más altos que hace apenas tres años.

Barbara Lindquist, de 85 años, de Hawthorne Woods, Illinois, dijo que ella y su esposo planean gastar alrededor de 1.000 dólares en regalos navideños para sus tres hijos adultos, 13 nietos y tres bisnietos. Eso es más o menos lo mismo que el año pasado.

Pero Lindquist, que continúa trabajando como maestra de preescolar en una iglesia local, dijo que se concentrará más en las ofertas debido a los precios aún altos de la carne y otros productos básicos. Y planea comprar más tarjetas de regalo, lo que cree que le ayudará a ajustarse a su presupuesto.

«Prefiero el valor», dijo Lindquist, quien acaba de comprar sábanas y toallas con descuento en Kohl’s para amigos que vendrán de visita desde Panamá durante las vacaciones.

Muchos minoristas ya habían pedido menos productos para esta temporada navideña y han impulsado las ventas navideñas antes que el año pasado, desde octubre, para ayudar a los compradores a distribuir sus gastos.

El impulso de las compras tempranas parece ser una tendencia que solo se hizo más pronunciada durante la pandemia, cuando los atascos en la red de suministro en 2021 hicieron que la gente comprara temprano por temor a no obtener lo que querían.

Pero los minoristas dijeron que muchos compradores se centrarán más en las ofertas y probablemente esperarán hasta el último minuto. Best Buy dijo que está impulsando más artículos a precios de apertura, mientras que Kohl’s ha simplificado sus ofertas, promocionando artículos por debajo de un cierto precio, como 25 dólares, en sus tiendas.

Target dijo que los compradores esperan más tiempo para comprar artículos. Por ejemplo, en lugar de comprar sudaderas o mezclilla en agosto o septiembre, esperaron hasta que el clima se enfrió.

«Está claro que los consumidores han sido notablemente resistentes», dijo la semana pasada a los analistas el director ejecutivo de Target, Brian Cornell. «Sin embargo, en nuestra investigación, aspectos como la incertidumbre, la precaución y la gestión del presupuesto son lo más importante».

La Federación Nacional de Minoristas, el grupo de comercio minorista más grande de EEUU, espera que los compradores gasten más este año que el año pasado, pero su ritmo se desacelerará dada toda la incertidumbre económica.

El grupo ha pronosticado que las ventas navideñas en Estados Unidos aumentarán entre un 3 % y un 4 % de noviembre a diciembre, en comparación con un crecimiento del 5,4 % de hace un año.

El ritmo es consistente con el aumento promedio anual de vacaciones del 3,6 % desde 2010 hasta 2019 antes de la pandemia. Los estadounidenses aumentaron el gasto durante la pandemia, con más dinero en sus bolsillos proveniente de los cheques de ayuda federal y sin ningún lugar adonde ir durante los cierres. Para la temporada navideña de 2021, las ventas del bimestre aumentaron un 12,7 %.

Los descuentos en línea deberían ser mejores que hace un año, particularmente en juguetes, productos electrónicos y ropa, según Adobe Analytics, que rastrea el gasto en línea.

Predice que los juguetes tendrán un descuento promedio del 35 %, en comparación con el 22 % hace un año, mientras que los productos electrónicos deberían presentar recortes del 30 %, en comparación con el 27 % del año pasado. En ropa, los compradores verán un descuento promedio del 25 %, en comparación con el 19 % del año pasado, dijo Adobe.

Los analistas consideran que el fin de semana del Viernes Negro, que dura cinco días y que incluye el lunes posterior al feriado conocido como Cyber Monday, es un barómetro clave de la disposición de los compradores a gastar.

Y se espera que el Viernes Negro vuelva a ser el día de compras más concurrido del año, según Sensormatic Solutions, una empresa que rastrea el tráfico de las tiendas. En promedio, se espera que los 10 días de compras más concurridos en EEUU representen una vez más aproximadamente el 40 % de todo el tráfico minorista navideño.

Marshal Cohen, asesor minorista jefe de Circana, una firma de investigación de mercado, dijo que cree que los compradores simplemente se atendrán a una lista y no comprarán por impulso. También cree que se tomarán su tiempo para comprar durante toda la temporada.

«No hay ningún sentido de urgencia», dijo Cohen. «Los consumidores dicen: ‘Compraré cuando me convenga'».

Con información de la Voz de América 

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on email
Email