Nicaragua con un comportamiento canicular entre «normal y húmeda», según el Centro Humboldt

Redacción / IP Nicaragua 

La entrada de la canícula en Nicaragua, también conocida como “Veranillo de San Juan”, periodo que históricamente
se registra a mediados de julio y agosto y es aprovechado por los productores para secar granos básicos, tendrá este año un comportamiento de «manera diferenciada» en las distintas regiones del país, informó el Centro Humboldt.

De acuerdo con un informe emitido este 17 de julio, el Centro Humboldt indica que el comportamiento de las lluvias en el territorio nacional para este periodo canicular que inicia el 15 de julio y se extiende hasta el 15 de agosto, tendrá una disminución en la semana del 16 al 23 de julio en las  regiones del Pacífico, zonas centrales del país y particularmente en Caribe Sur.

Por otro lado, entre la semana del 23 al 30 de julio las condiciones de lluvia mejorarían en el país, principalmente en las regiones del Caribe y zonas centrales. De acuerdo con la información suministrada elaborada a partir de los  diferentes modelos de pronósticos analizados desde la Sala de Situaciones de esta organización, para la región del Pacífico se espera las mayores reducciones de precipitaciones con valores por debajo del promedio en esa fecha.

«Para la primera quincena del mes de agosto se espera que la región de la Costa Caribe Sur y Río San Juan
experimenten acumulados de lluvias ligeramente por encima del promedio. Mientras que para las regiones del
Pacífico y Norte tendrán un comportamiento deficitario, particularmente en el corredor seco y región del Caribe
Norte», añade el comunicado del Centro Humboldt.

Precipitaciones en dependencia de varios fenómenos

Según la información suministrada por el Centro Humboldt, en este periodo canicular que se caracteriza por una  «reducción no uniforme en las precipitaciones, altas temperaturas y aumento de los vientos alisios proveniente del Este-Noreste», las lluvias previstas para este periodo estarán en dependencia de varios fenómenos a los cuales hay que dar seguimiento.

«Estarán en dependencia del comportamiento de los vientos alisios del Este-Noreste, incidencia del polvo del Sahara,
llegada de ondas tropicales del Este, presencia de bajas presiones atmosféricas en la región y convecciones locales propias de la zona», señala el informe.

Agregan que de acuerdo al Comité Regional de Recursos Hidráulicos (CRRH) se prevé un «comportamiento canicular entre normal y húmeda», es decir con acumulados de lluvia ligeramente por encima de lo normal y mayor cantidad de días lluviosos.

Polvo del Sahara

Por otro lado, advierten que para este periodo canicular Nicaragua tendrá incidencia del fenómeno conocido como el Polvo del Sahara, mismo que ha ganado notoriedad en los últimos años.

«Para este periodo canicular tendremos incidencia de este fenómeno, lo cual reducirá formaciones convectivas (nubes) en el Caribe y un incremento de los vientos. La presencia del Polvo del Sahara se sentirá con mayor
intensidad a mediados de julio e inicio de agosto», afirmó el Centro Humboldt.

De acuerdo con los especialistas, el Polvo del Sahara es una «masa de aire muy seca que se forma sobre el desierto del Sahara y se desplaza sobre el océano Atlántico Norte». El fenómeno alcanza nuestras costas en junio manifestando su punto máximo entre julio y mediados de agosto, señala este centro.

«Dicho fenómeno ha sido perceptible a la vista en años recientes. Desde nuestra Sala de Situaciones seguiremos monitoreando el comportamiento de la canícula y estaremos informando oportunamente de las incidencias e inicio del segundo subperiodo lluvioso», puntualizó el Centro Humboldt.

 

 

 

 

«Apoyemos a Cristian Tinoco»: Salud de la hija del exguerrillero sandinista se complica

Redacción/ IP Nicaragua

Tras el encarcelamiento de su padre, el exguerrillero Víctor Hugo Tinoco, quien fue detenido hace 33 días durante la reciente jornada represiva del gobierno de Daniel Ortega, la salud de Cristian Tinoco, de 42 años, que lucha contra un cáncer de mama que se ha extendido a su abdomen, pelvis y columna se ha visto mucho más afectada.

«Así es, en efecto a raíz de la captura de mi papá su salud se ha complicado. Ha presentado fuertes dolores, el estrés y la ansiedad también la están afectando»,  dijo a IP Nicaragua su hermana Arlen Tinoco.

Cristian es oftalmóloga y hace 11 años le fue diagnosticado un cáncer de mama, y a partir del arresto de su padre aunque su salud se ha visto comprometida ha podido alzar su voz para exigir la libertad del exguerrillero.

La hija del exguerrillero y también exvicecanciller, empezó a ser reconocida luego de que a través de sus redes sociales transmitió en vivo el preciso momento en que la Policía allanaba su vivienda tres días después de la captura de su padre, quien fue detenido el pasado sábado 13 de junio en un centro comercial de Managua y montado a la fuerza en una camioneta particular.

Es mismo 13 de junio, horas después de su detención la Policía anunció a través de un comunicado sobre la detención de Tinoco.

«Él (su padre) fue detenido en el tercer piso de Galería Santo Domingo y en eso llegó una camioneta Hyundai particular y se lo llevó secuestrado, a la fuerza, así es que estamos denunciando lo que está haciendo el régimen de Daniel Ortega y de Rosario Murillo en contra de la personas que piensan diferentes», denunció Cristian recientemente  en un canal internacional.

Pese a sus complicaciones de salud a Cristian también se le ha visto alzando la voz para exigir su libertad de los demás presos políticos. El Mecanismo para el Reconocimiento de Personas Presas Políticas señaló en un reciente informe que existen 136 presos de conciencia en el país que fueron encarceladas a partir del contexto de abril de 2018, y contabilizan a diez nicaragüenses detenidos por asuntos políticos previo a ese contexto.

«Los nicaragüenses tenemos derecho a pensar diferente», enfatizó Cristian en la entrevista.

Impulsan campaña de apoyo

La plataforma GofundMe aprobó esta semana una campaña de apoyo con el objetivo de recolectar fondos para poder cubrir los tratamiento de Cristian.

En la plataforma se han puesto como meta recolectar 50 mil dólares, dinero que según la información de la página servirán para pagar los tratamientos a los que será sometida,  las medicinas y gastos en general que requiera Cristian.

«Tras varios ciclos de quimioterapia, Cristian Tinoco Parrales debe asumir hoy un tratamiento médico que resulta muy costoso. Apelamos a tu solidaridad para ayudarla a cumplir su sueño de vivir y volver a abrazar a su padre. Todas las donaciones llegarán directamente a ella», detalla la descripción de la campaña en esta plataforma.

Quienes deseen apoyar a Cristian puede hacerlo a través de la cuenta bancaria en dólares de Cristian Deyanira Tinoco Parrales al número 311205496 (Banco Lafise Nicaragua).

Redes sociales: “el poder de los sin poder” en Cuba

Voz de América

MARACAIBO, VENEZUELA – La influencia de las redes sociales en las recientes protestas sociales en Cuba ha sido clave para su multiplicación y para reportar al mundo lo que acontece en la isla, aseguran expertos en comunicación, libre expresión y prensa de la región consultados por la Voz de América.

Miles de cubanos de la población de San Antonio de los Baños, a unos 20 kilómetros al suroeste de la capital de la isla, La Habana, salieron a las calles la mañana del domingo 11 de julio para exigir a gritos “libertad” y el fin de “la dictadura”, descontentos por la escasez de productos básicos y medicinas.

Fue allí donde se realizaron las primeras transmisiones en vivo, conocidas en la isla como «directas», de manifestantes cubanos a través de Facebook Live. Las imágenes permitieron evidenciar la inédita multitud y el tono de las protestas, que se replicaron ese mismo días en al menos 20 pueblos y ciudades a lo largo de la isla.

Cerca de las 4:00 de la tarde, las “directas” cesaron en varias zonas de Cuba por restricciones del servicio de Internet y el bloqueo selectivo de algunas redes sociales de parte del gobierno del presidente Miguel Díaz-Canel.

Las interrupciones parciales de las telecomunicaciones persisten cuatro días después, mientras el gobernador del estado de la Florida, Ron DeSantis, llamaba este jueves a la administración de Joe Biden a apoyar esfuerzos para mantener el servicio de Internet en Cuba con el uso de globos como puntos de acceso flotantes de Wi-Fi, según reflejó la agencia Associated Press.

Andrés Cañizález, periodista venezolano y director de la firma Medianálisis, que promueve las herramientas de la comunicación a favor de la democracia, diagnostica que la difícil situación socioeconómica de Cuba se fue “caldeando” en los últimos meses gracias a las críticas publicadas en medios digitales por jóvenes y artistas disidentes del gobierno caribeño.

Compara el momento vivido en la isla con la conocida Primavera Árabe, el movimiento que tuvo lugar del 2010 al 2012 en países del norte de África y el Medio Oriente, y que consistió en que miles de manifestantes pidieron en las calles democracia, derechos sociales hasta conseguir derrocar a los régimenes imperantes hasta entonces. Las redes sociales jugaron un papel importante enviando mensajes y en el debate de ideas mientras se producían esas protestas.

“Lo que hemos visto ahora era impredecible en Cuba, fue un estallido, pero las expresiones de rechazo a la dictadura en redes sociales puede conectarse con la Primavera Árabe. Una vez que se ven las primeras manifestaciones en las calles, tuvo un efecto multiplicador en una población hastiada”, apunta.

Cañizález, que vivió dos años en la isla antes de las masivas manifestaciones de 1994 conocidas como “El Maleconazo”, que llevó a un éxodo masivo por mar en precarias embarcaciones, cita en conversación con la Voz de América el título de un libro del autor checo Václav Havel para referirse al impacto de las redes sociales y los medios digitales en las protestas cubanas.

“Para mí, las redes sociales son ‘el poder de los sin poder’. Son catalizadores. Es la posibilidad de que gente común o activistas que no necesitan tener un cañón, un periódico o un canal de noticias, puedan manifestarse, conectarse, dialogar con otros y manifestar su rechazo con lo que están viviendo. Eso es clave”, dice.

De las etiquetas a las personas

El gobierno de Díaz-Canel denunció que las protestas en Cuba incluyeron un comportamiento que tachó de “vulgar, indecente, delincuente” contra las fuerzas públicas. Este jueves, la ONG Human Rights Watch reportaba el arresto de al menos 200 manifestantes y opositores, mientras informes de la prensa internacional daban cuenta del regreso paulatino a la normalidad.

El gobernante cubano opinó, asimismo, que parte de los manifestantes estaban “confundidos”, otros “tenían insatisfacciones legítimas” y que otra porción fue secundada por “contrarrevolucionarios” y “mercenarios” financiados.

Sus críticos recurrieron a las redes sociales para acusarle de “llamar a una guerra civil” al ordenar a sus simpatizantes a salir a la calle al “combate”. Yoani Sánchez, periodista y directora del diario digital 14ymedio.com, fue una de las que ayudó a posicionar la etiqueta #SOSCuba para alertar del acontecer isleño.

“No hay ambulancias para trasladar un enfermo grave, pero, si de patrullas policiales se trata, el combustible nunca falta. #SOSCuba #CorredorHumanitario #NoTenemosMiedo”, escribió Sánchez en su cuenta oficial de Twitter, @yoanisanchez, la noche del jueves.

Luis Carlos Díaz, periodista venezolano especializado en ciberactivismo, advierte que la infociudadanía y el uso de las redes sociales para el debate político, las etiquetas en redes sociales “tienen vida corta” y pueden mutar según los hechos.

“Es lo de menos. Puede ser #SOSCuba y mañana cualquier otra. Las etiquetas aglutinan conversaciones, pero tienen vida corta y son sustituidas por nuevas etiquetas y conversas”, comenta en entrevista con la VOA desde Caracas.

Valora como “maravilloso” lo que aconteció más allá de las etiquetas. “La gente preocupada por estar informada descubre cuentas relevantes, influenciadores, buenos narradores de su realidad. Empieza a premiar los mejores tuits, los reenvía, se hace eco de ellos. Pasar de las etiquetas a las personas es fundamental, porque permite seguir el relato días después y aumenta aún más los lazos de confianza, que son los que definen las redes”, examina.

Infociudadanos inteligentes

Díaz, a quien agentes de los servicios de inteligencia del Estado venezolano detuvieron por 30 horas en marzo de 2019, advierte que las transmisiones en vivo o los mensajes instantáneos de usuarios cubanos “visibilizan la protesta” fuera de Cuba, pero con un efecto “limitado” dentro de sus fronteras.

“No son necesarias las redes sociales como las conocemos para multiplicar una protesta. Lo que las multiplica es la indignación acumulada y la masividad en las calles. No es que la gente está viendo Twitter en sus casas y por eso sale: es que se asoma y la historia le está pasando por el frente y entonces sale”, opina.

El periodista venezolano subraya que las restricciones a la conectividad ciudadana son una característica común de dictaduras tradicionales, como Cuba, China, Rusia, Bielorrusia y algunos países del Medio Oriente.

“En América, (las restricciones) las vive peor que nadie Venezuela, que es el país con más páginas web bloqueadas, más personas presas por opiniones en línea y con la mayor caída de conectividad de la región”, dice, convencido de que los infociudadanos son “más inteligentes” que esas técnicas autoritarias.

“Vienen de un ecosistema de escasez informativa. Por lo tanto, aprecian mucho más cada pieza, cada pedacito de nueva información que le cuente lo que ocurre. La gente aún sin Internet puede seguir registrando lo que ocurre. Puede grabar, fotografiar, escribir, entrevistar, puede documentar lo que ocurre”, señala.

A su entender, aún sin conectividad, la gente en Cuba puede guardar o compartir localmente sus materiales. “Y luego, cuando vuelva la conexión, cuando se reconecta alguien, vuelven a fluir las piezas informativas”, indica.

Según Díaz, ese fenómeno es “difícil de parar” en países como Cuba o Venezuela, debido a una máxima democrática: “la esperanza es contagiosa”.

Los candidatos propuestos por el Gobierno de Ortega para dirigir el SICA, rechazados

Voz de América

Las propuestas de Nicaragua para optar al cargo de secretario general del Sistema de Integración Centroamericana (SICA) han sido rechazadas por diferentes representantes de los países que conforman el organismo.

Según un acuerdo, tomado en 2017 por los presidentes centroamericanos que conforman el organismo, a Nicaragua le correspondería asumir la Secretaría General del SICA para el período 2021-2025.

Sin embargo, la terna nicaragüense presentada, el pasado 22 de junio, por el canciller nicaragüense Denis Moncada Colindres, previo a la 55ª Cumbre de jefes de Estado y de Gobierno de los países miembro, no ha encontrado consenso.

Entre las consideraciones presentadas por el organismo regional están la falta de experiencia en Servicio Exterior de Nicaragua y sobre todo la estrecha relación que los candidatos tienen con la Administración Ortega–Murillo.

Después de la cumbre, los representantes de los 8 Estados miembro han tenido otras reuniones sobre el tema, pero la oposición continúa.

El SICA informó que el viernes 16 de julio habrá un nuevo encuentro extraordinario de cancilleres para tratar el tema. Una fuente diplomática citada por el periódico nicaragüense Confidencial ha adelantado “que no se esperan mayores cambios o que haya un consenso” en dicha reunión debido a que Nicaragua no quiere hacer cambios en sus propuestas.

De acuerdo con el organismo la terna que ya fue rechazada está compuesta por al exguerrillero sandinista y diputado del Parlamento Centroamericano (Parlacen), Orlando Tardencilla, la titular del Ministerio de Gobernación (Migob), María Amelia coronel Kinloch; y a la arquitecta Luz Marina López Escobar, coordinadora técnica de la Secretaría de Infraestructura del Gobierno Regional Autónomo de la Costa Caribe Norte de Nicaragua.

El SICA permite que Nicaragua presente una nueva terna de candidatos; algo a lo que el Gobierno de Ortega se ha negado y hasta ha amenazado con renunciar a ser miembro, de no ser aceptada su propuesta.

Si durante el encuentro anunciado sigue sin haber consenso, la entidad puede analizar la posibilidad de instalar un administrador general, por seis meses o pedir a Vinicio Cerezo, secretario general saliente, mantenerse en el cargo por ese tiempo.